27 de noviembre de 2021

La Eurocámara propone proteger a las víctimas de tráfico si quiebra la compañía aseguradora

El Parlamento Europeo adoptó este jueves nuevas normas para mejorar la protección de las víctimas en siniestros de tráfico, de manera que, por ejemplo, estarán protegidas incluso si quiebra la compañía aseguradora.

Las normas actualizadas sobre el seguro de automóviles pretenden garantizar que los ciudadanos estén mejor protegidos y sean tratados por igual en la UE cuando se producen accidentes y al asegurar sus vehículos.

La legislación protege a las víctimas de accidentes, independientemente de si se producen en su país de residencia o en cualquier otro lugar de la UE. Las normas actualizadas, adoptadas hoy por 689 votos a favor, 3 en contra y 4 abstenciones, tienen como objetivo colmar las lagunas y mejorar la actual Directiva sobre el seguro de automóviles.

Los negociadores del Parlamento y del Consejo Europeo, que acordaron provisionalmente el texto el pasado 22 de junio, se aseguraron de que las personas que sufren un accidente de tráfico sean indemnizadas incluso si quiebra la compañía de seguro.

Además, una ‘Declaración del historial de reclamaciones’ armonizada por la UE evitará la discriminación cuando un asegurado se traslade de un Estado miembro de la UE a otro.

Los ciudadanos también podrán comparar precios, tarifas y coberturas ofrecidas por diferentes proveedores más fácilmente gracias a nuevas herramientas de comparación de precios gratuitas e independientes.

IMPORTES MÍNIMOS OBLIGATORIOS

Con el fin de garantizar el mismo nivel mínimo de protección de las víctimas, el texto revisado armoniza los importes mínimos obligatorios de cobertura en toda la UE, sin perjuicio de las garantías más elevadas que los Estados miembros puedan prescribir.

Así, para lesiones personales son 6.450.000 euros por accidente, independientemente del número de partes perjudicadas, o 1.300.000 euros por parte perjudicada. Y por daños materiales serían 1.300.000 euros por siniestro, independientemente del número de personas afectadas.

Para evitar el exceso de regulación, las normas modificadas excluyen las obligaciones de seguro de los vehículos que van a 14 km/h de velocidad máxima (como los tractores de jardín y los ‘scooters’ de movilidad) y las bicicletas eléctricas. Los vehículos destinados exclusivamente a los deportes de motor también están excluidos de la Directiva.

La ley debe ser adoptada formalmente por el Consejo Europeo, el otro colegislador, y publicada en el Diario Oficial de la UE. A continuación, los Estados miembro dispondrán de 24 meses para transponer la Directiva modificada al Derecho nacional.

Servimedia