4 de marzo de 2024

Brufau (Repsol): «Se ha puesto el énfasis regulatorio en la sostenibilidad y nos hemos olvidado de lo que es suministro seguro»

MADRID, 24 (SERVIMEDIA)

El presidente de Repsol, Antonio Brufau, aseguró este viernes que «nos hemos olvidado del trilema energético (seguridad de suministro, precio y competitividad) y hemos puesto todo el énfasis regulatorio en la sostenibilidad de la energía», soslayando «lo que significa seguridad de suministro».

Brufau clausuró la jornada ‘World Energy Outlook 2022: Análisis y perspectivas’, organizada por la Fundación Repsol y Funseam en Campus Repsol, en la que se expertos en energía analizaron las consecuencias e implicaciones de la crisis energética global desencadenada por la invasión rusa de Ucrania y cómo el actual contexto energético está afectando a la coyuntura económica.

A juicio del presidente de Repsol, la prioridad es garantizar el suministro energético, lo que en ningún caso implicaría dejar de lado el cambio climático, sino hacerlo estableciendo caminos prioritarios, pragmáticos e inteligentes.

«Estamos ante un desafío global y de vital trascendencia», señaló Brufau, que agregó que el mundo necesita «más energía para crecer», «todo tipo de energías», «más energías limpias» y «mayor seguridad de suministro».

El responsable de la compañía energética lamentó algunos aspectos de falta de visión y capacidad de ejecución en las políticas europeas que están llevando a una progresiva falta de competitividad de nuestra economía y al desplazamiento de la industria y del empleo hacia otras regiones mucho menos restrictivas. Como conclusión comparó el mecanismo de «prohibición» muy típico de la legislación europea con el sistema de «motivación e incentivos» de la política americana al referirse al ‘Inflation Reduction Act’ (IRA).

En su intervención, Antonio Brufau abogó por la «urgencia» de «repensar en Europa y España las políticas energéticas».

«Estas deben ser sostenibles, pero a su vez las tenemos que basar en las capacidades industriales y tecnologías que tenemos. Debemos ser capaces de apuntar cuales son los intereses estratégicos del país, para descarbonizar, pero descarbonizar con tecnología y con sentido común, y no descarbonizar con ideología. Necesitamos certidumbre», indicó Brufau, antes de sostener que sin un equilibrio entre seguridad de suministro, precios asequibles y sostenibilidad no habrá competitividad para la economía, no habrá empleo estable en nuestro país y en consecuencia no habrá tampoco bienestar para los ciudadanos.

Quizás también te interese:  ¿Por qué no debería comprar un coche eléctrico?